x

Estados Unidos alerta a turistas por peligros de México

3 months 1 day 4 hours ago Monday, June 21 2021 Jun 21, 2021 June 21, 2021 10:18 PM June 21, 2021 in Hechos Valle

Una madre y sus dos hijos menores de edad estadounidenses,  desaparecen camino a Texas cuando viajaban de Nuevo León, lo último que se supo es que circulaban por la autopista de Nuevo Laredo, este domingo alrededor de las 4 de la tarde. 

Las familias de las personas afectadas se quejan  de que  en Tamaulipas los ignoran cuando piden ayuda a las autoridades. 

Lo mismo que ocurrió en el más reciente ataque sangriento ocurrido en Reynosa.

Los tiroteos provocaron la movilización del Ejército, la Guardia Nacional, la policía estatal y la fiscalía del estado, que se desplegaron por toda la ciudad, pero según el Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo, una ONG presente en la región, falló la coordinación entre las distintas fuerzas de seguridad. 

Según los testimonios recabados por este colectivo “durante más de una hora se generaron angustiosos llamados de auxilio ... y ninguna autoridad respondió oportunamente”. “Esta situación generó un ambiente de terror colectivo y una percepción de inseguridad total", agrega el comité en un comunicado. 

El sábado individuos armados que se trasladaban en varios vehículos descargaron sus armas contra ciudadanos comunes, entre ellos taxistas, obreros y un estudiante de enfermería. En los ataques perecieron 15 ciudadanos, uno de ellos en un centro de salud, y cuatro civiles armados que murieron en enfrentamientos con la policía, precisó el gobierno estatal. 

“Existen elementos suficientes sobre la probable participación de grupos criminales vinculados a la comisión de varios delitos federales, entre ellos delincuencia organizada, que tendrían relación con agrupaciones criminales que operan en la región de Matamoros, Río Bravo y Reynosa”, señaló el gobierno de Tamaulipas en un comunicado el lunes en el que indicó también que la fiscalía estatal trabajará con la federal para esclarecer los hechos.

Reynosa es escenario habitual de actos de violencia vinculada al crimen organizado y punto estratégico de los tráficos ilegales. En esa región, la parte más oriental de la frontera entre México y Estados Unidos, opera el Cártel del Golfo, que tienen en su seno distintos grupos que luchan entre sí para controlar territorios clave para el trasiego de droga y de migrantes. Aparentemente una de las células de una localidad cercana es la que entró en Reynosa y cometió los ataques.

Pero pese a que la violencia no es algo nuevo, los sucesos del sábado impactaron en la población. 

“Tenemos aproximadamente dos años o más sin que ocurriera este tipo de ataques a los ciudadanos inocentes, eso es lo que cambió", dijo a The Associated Press Maki Esther Ortiz, alcaldesa de Reynosa, la ciudad más grande de Tamaulipas y epicentro industrial del estado. “Y eso es lo que nos tiene muy inquietos, con muchísima tristeza y de luto”, agregó la funcionaria que pidió protección a las autoridades federales y estatales.

Ortiz también solicitó a las autoridades que aclaren si son creíbles o no los mensajes que se están divulgando en redes y que piden a la gente no salir de sus casas ante la posibilidad que sean avisos tendenciosos del propio crimen organizado para generar aún más miedo.

  

More News


Radar
7 Days