x

Comercio de Medio Siglo de Antigüedad Brinda Oportunidades

Related Story

BROWNSVILLE – Un comercio de medio siglo de antigüedad en Brownsville empezó rentando  un espacio en una tienda para vender calzado para damas. Fueron lo suficientemente persistentes y ahora están celebrando otro aniversario.

Clientes, amistadles y exempleados llegaron a Country Casuals de Brownsville para iniciar las festividades.

“Estamos muy contentos,” dijo Jayme Gilfer su propietaria. “Hemos gozado de muchos clientes leales y hemos disfrutado nuestra vida.”

Gilfer y su esposo, David, empezaron el negocio. Y ahora su hija, Robin Pierce, y su esposo, Mike, trabajan en las operaciones diarias.

“Yo soy una minorista de la tercera generación. Mi abuelo fabricó zapatos en McAllen y ese fue el primer negocio de mi familia,” dijo Pierce.

Su esposo mencionó que la familia de su esposa ha sido comerciante durante 65 años.

El abuelo de Pierce ha rentado el espacio en Advance en McAllen y vendió zapatos de damas. En 1959, se mudaron a Brownsville, primero en el centro y luego en Boca Chica.

“Cuando llegamos aquí, Boca Chica era realmente afuera del pueblo y la gente dijo, ‘Estás loca. Necesitas quedarte en el centro en la Calle Elizabeth,” dijo Gilfer.

El comercio ha crecido. Ellos construyeron un complejo comercial, y hasta un restaurante conectado.

“Y papi abría cuentas para los adolescentes y cosas por el estilo,” dijo Pierce.

“Yo estaba en la preparatoria, tenía 17 años y quería un par de aretes de aquí y (David Gilfer) me dio mi primera tarjeta de crédito, dijo Sandra Langley una clienta.

Paula Rodríguez, otra clienta leal, dijo que ha estado comprando en la tienda durante casi 50 años.

“Cada Navidad, si vimos los regalos envueltos e indicaban Country Casuals, sabíamos que iba a ser algo bueno,” dijo Patty Ayala.

Pierce dijo que algunas personas recuerdan el primer atuendo que compraron.

“El primer artículo que usé fue un vestido con un cuello blanco y un cinto rojo de charol,” dijo Carmela Petraitis.

Y estos días los propietarios hicieron espacio para que alguien más venda artículos de México, siguiendo los pasos de su abuelo que rentó espacio para empezar un negocio.

“Amamos Brownsville. Somos Brownsville,” dijo Gilfer.

News

Radar
7 Days